25 jun. 2015

Partidazo por igualdad y entrega

En la primera ocasión que jugaban un partido, los Rollybears dejaron en la pista todos los suspiros de aire que traían.

Los Sioux ganaron 5 - 7.

De un 0 - 1, origen de los nervios por el estreno, los Rollybears llegaron al 4 - 1. Pero, la falta de experiencia y la pérdida de concentración por exceso de confianza y fallos básicos generó un  4 - 5.


Aunque la intensidad y la concentración volvieron e igualaron el marcador a 5, el 5 - 6 llegó casi al final y tocó arriesgarlo todo. El 5 - 7 llegó fruto de arriesgar por empatar pero, ni siquiera esa situación llevo a los osazos a rendirse.

Cuando la técnica y la táctica todavía tienen que mejorar, el corazón y la motivación también sirven para plantar cara al contrario.


Los Rollybears ya están pensando en el partido de vuelta.

Comparte:
¿Nos sigues?